5 consejos para ahorrar dinero para mamás embarazadas y nuevas

3 minutos

br>

Convertirse en una nueva mamá es un momento emocionante, con años de cuidar y amar a su hijo que esperar. Pero, a pesar de esto, también es un momento en el que las mamás se preocupan y se ponen ansiosas por una variedad de cosas diferentes; una de las mayores preocupaciones es el dinero y cómo pagarán para que su hijo tenga la mejor vida posible.

Con ropa, juguetes, comida, productos para bebés y transporte, entre muchas otras cosas por las que pagar, convertirse en madre puede ser un desafío financiero. Aunque los costos son inevitables, analizamos a continuación cómo las nuevas mamás pueden ahorrar dinero para ayudarlas a utilizar mejor el dinero que tienen.

1. Empiece a ahorrar lo antes posible.

El embarazo a menudo se considera una época de dolores y molestias, y las dificultades provienen de llevar peso extra a tu alrededor. Sin embargo, algunas personas no se dan cuenta de que el embarazo brinda a las madres la oportunidad de preparar todo para cuando llegue su hijo.

Una gran parte de esto puede ser ahorrar dinero. Es muy aconsejable que las mamás ahorren durante el embarazo para asegurarse de tener algo de dinero de emergencia que puedan usar para el bebé si lo necesitan. Además, dado que el embarazo impone restricciones sobre lo que una madre puede y no puede hacer, especialmente en el futuro, las mamás pueden ahorrar el dinero que habrían usado para ciertas cosas, dándole un mejor uso cuando llegue el bebé. Una vez que llegue el bebé, es posible que también esté acostumbrado a gastar menos dinero en cosas que no necesita, lo que también le ayudará a tener más dinero disponible para seguir adelante.

2. Compre pañales adecuados para su bebé.

Muchas compañías de pañales brindan orientación sobre qué pañales deben usar los bebés en las diferentes etapas; sin embargo, esta puede ser a menudo una de las principales razones por las que comprar pañales puede ser costoso. Sin embargo, si supervisa cómo funcionan los pañales para su bebé, es posible que pueda ahorrar algunos dólares a la semana al no tener que comprar alternativas más grandes o más caras.

3. Pida ayuda a familiares y amigos.

Las nuevas mamás a menudo sienten que tienen que hacer todo por sí mismas y creen que pedir ayuda puede parecerles que no pueden arreglárselas. Ciertamente, este no es el caso, ya que es casi seguro que su familia y amigos estarán allí para ayudarlo en todo lo que puedan. Además, para los familiares y amigos que anteriormente han tenido hijos, es probable que tengan elementos que ya no necesitan pero que tú podrías aprovechar.

Si simplemente les pregunta, es posible que le permitan tomar prestada ropa u otros productos para su bebé, ¡e incluso pueden dárselos gratis! Esta es una excelente manera de ahorrar dinero, ya que es posible que ya no necesite comprar ciertas cosas, pero también demuestra que tiene una buena red de apoyo a su alrededor y que no está solo.

4. Aproveche los productos gratuitos.

Muchas empresas ofrecen muestras gratuitas de varios productos, como pañales, toallitas húmedas, comida para bebés, accesorios y otros productos. Esto significa que puede tener en sus manos todo lo que necesita de forma gratuita. Aunque es posible que solo sea un producto gratuito de vez en cuando, puede ayudarlo a ahorrar un par de dólares al mes y todos los ahorros se acumularán.

5. Compre productos para bebés de género neutro.

Aunque no es una forma rápida de ahorrar dinero a corto plazo, comprar productos neutrales para bebés puede ayudarlo a ahorrar dinero cuando tenga más hijos en el futuro. Por ejemplo, si tuvieras que tener un bebé la primera vez, pero tu segundo hijo era una niña, normalmente tendrías que comprar cosas completamente diferentes para cada uno de ellos. Sin embargo, si compró ropa y juguetes neutrales para su primer hijo, podría ahorrar dinero cuando nazca el segundo, ya que ya tendrá la mayoría de lo que necesita.